Estilo minimalista para la habitación infantil
Publicado en Estilos Decorativos

Estilo minimalista para la habitación infantil

A la hora de diseñar nuestra habitación infantil, debemos seguir siempre una premisa fundamental; buscar su confortabilidad. El estilo minimalista puede ayudarnos a conseguirlo.


Estilo minimalista para la habitación infantil

Un dormitorio confortable debe siempre mantener un equilibrio y organización visual huyendo del exceso, aunque sin perder su carácter personal.

Además, se deben cuidar aspectos como la disposición de buena ventilación y temperatura justa, buena iluminación e insonorización, y elementos de mobiliario cómodos y funcionales.

Claves sobre el estilo minimalista para la habitación infantil

Todos estos criterios están íntimamente ligados a la filosofía minimalista, que aspira a crear espacios confortables con el menor número de elementos posibles, eliminando todo aquello que pueda resultar accesorio o superfluo.

Aplicadas a los dormitorios infantiles,  estas cualidades adquieren importancia, ya que los pequeños necesitan para su desarrollo psicomotriz poder desplazarse con libertad, amplitud espacial y ausencia de recargamiento.

Claves sobre el estilo minimalista para la habitación infantil

Armonía, austeridad, equilibrio, líneas puras, colores neutros y formas simples; todos estos atributos caracterizan un estilo que huye del exceso y la contaminación visual.

El origen del minimalismo data de finales de los 60 en Nueva York, si bien se atribuye su creación como estilo decorativo al arquitecto alemán Ludwig Mies Van der Rohe, que comenzó a desarrollar sus ideas en la Escuela de Arte y Diseño de la Bauhaus en Alemania, a finales de los años 30.

Durante los años 60,  participó en el movimiento del Arte mínimo y geométrico en las Artes Visuales, convirtiéndose en referente de los movimientos racionalista y funcionalista.

Su filosofía se podría resumir en la consigna “Menos es más”, un lema que se ha hecho aplicable a múltiples facetas de la vida.

Una característica fundamental del minimalismo es el uso de colores puros, con monocromía en fondos, dominando el blanco y el crudo. Se pueden incorporar ocres o negro con sutiles matices de color para enfatizar accesorios como alfombras o almohadones, o detalles de mobiliario.

Debe pesar más visualmente el espacio de conjunto que se crea, que los elementos decorativos que introduzcamos.

Para los materiales, se suele emplear madera o piedra natural, siendo mucho más apropiada la madera para las habitaciones infantiles, por aportar calidez y menos dureza.

estilo minimalista

El mobiliario, austero, sencillo, funcional. Pocas piezas y de calidad.

Son apropiados para este estilo decorativo los muebles adaptativos al crecimiento de nuestro hijo, sencillos y versátiles. Además, se deben incluir piezas de almacenaje que faciliten la organización dentro de la habitación.

El actual estilo escandinavo está íntimamente ligado a estos criterios.

No debemos olvidar que una habitación despejada, no tiene por qué ser aburrida; el acento especial lo ponen los complementos. Una lámina decorativa ideal o un vinilo en la pared, unas letras de madera; jugar con iluminación indirecta, o incorporar una mecedora bonita o piezas de mobiliario que doten al espacio de un encanto especial.

En definitiva, debemos intentar configurar nuestra habitación desde el orden, más allá de modas y tendencias. El orden favorecerá el descanso, huyendo de estímulos visuales y ornamentos que sean excesivos, pero a la vez la dotará de armonía y calidez, unidad y equilibrio.

Habitación Infantil de estilo minimalista

Sobriedad y delicadeza en estado puro definen este estilo minimalista para la habitación infantil…que en Lanitas nos encanta.

Sin reviews

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Escribe y pulsa intro

Carrito